Numerosas personas nos consultan si el consumo de seta reishi, Ganoderma lucidum, es compatible con la quimioterapia tradicional.

Antes de entrar en tema es importantísimo resaltar que la quimioterapia tradicional es necesaria y fundamental para atacar muchos tipos de tumores.

Jamás deberemos cambiar un tratamiento oncológico por ninguna superchería natural o presunta medicina “alternativa” sin fundamento. El médico, y especialmente el oncólogo, es el único al que debemos hacer caso. Y si queremos que todo vaya lo mejor posible, habrá que seguir sus indicaciones a rajatabla.

A nosotros nos quedará adecuar nuestra dieta para ayudar a nuestro organismo a no debilitarse y soportar bien los ciclos de tratamiento, que no es poco.

Pero volviendo a la pregunta ¿Se puede tomar reishi durante los ciclos de quimioterapia tradicional?

cultivo industrial de hongo reishi

Existen alimentos que no deben consumirse durante un tratamiento quimioterápico. Es conveniente conocerlos y retirarlos de la dieta porque pueden aumentar los efectos secundarios del tratamiento o bien hacer que se reduzca su eficacia. Lo iremos explicando.

¿El reishi es compatible con la quimioterapia?

El reishi puro de seta reishi es perfectamente compatible con la quimioterapia tradicional y no ocasionará ningún problema consumiéndolo durante los tratamientos.

Esto es así porque el reishi no interfiere en la metabolización del tratamiento. Su consumo no afecta al hígado o los riñones (principales lugares desde donde se modifica y elimina la quimioterapia). Ni tampoco tiene un efecto antioxidante tan potente para que llegue a inhibir algunas quimioterapias de tipo oxidante, entre otras cosas. En breve desarrollaremos cada punto con detalle.

Ah! Es importante indicar que esto no es válido para derivados del reishi como pueden ser las esporas de reishi, extractos de reishi o micelio de Ganoderma lucidum, que son cosas muy diferentes, tal y como comentamos en este artículo de la web.

reishi y quimioterapia

Cómo actúa la quimioterapia tradicional

Para entender si el reishi puede influir o no en un tratamiento de quimioterapia tradicional hay que entender como actúan los mismos en el cuerpo.

La quimioterapia tradicional funciona impidiendo que las células del organismo puedan reproducirse. Contiene sustancias químicas que atacan a las células en su fase de reproducción, impidiendo que esta fase finalice y esto provoca que la célula muera. Una célula tumoral se reproduce mucho más rápido que una célula normal. Por eso si sometemos ambas células a compuestos de quimioterapia tradicional, la muerte de la célula tumoral será rápida. Mientras que la célula normal se verá un poco afectada. Al atacar los mecanismos de reproducción las células cancerosas se verán destruidas a mayor velocidad que las no tumorales, debido a que estas últimas se reproducen mucho más lento que las primeras.

moléculas de quimioterapia

El tiempo que está la quimioterapia en sangre es importantísimo para su efectividad:

  • Si las moléculas de quimio están mucho tiempo en el organismo no sólo se verán afectadas a las células cancerosas sino que también afectarán a las sanas. Como resultado tendremos muchos efectos secundarios después del tratamiento.
  • Si la quimioterapia desaparece muy rápido del cuerpo no tendremos casi efectos secundarios pero también se reducirá el efecto sobre las células tumorales, por lo que el tratamiento será poco efectivo.

Las dosis de quimioterapia que define el oncólogo está perfectamente calculada y estudiada para que sean lo más efectivas posibles provocando el mínimo daño sobre el organismo.

¡Cuidado! Nuestra alimentación puede influir en el tratamiento

Determinados alimentos pueden afectar al tiempo que la quimioterapia esta en la sangre y por ello pueden influir en la efectividad del tratamiento y/o sus efectos secundarios. Esto se debe a varias cosas, pero principalmente se debe a que algunos alimentos modulan la actividad del complejo enzimático denominado “Citocromo P450”.

El citocromo P450, principal “destructor” de la quimioterapia tradicional

Nuestro hígado es una máquina asombrosa, un laboratorio de procesado brutal y del cual desconocemos mucho. Después del cerebro, es el órgano más complejo de nuestro organismo. En las células del hígado disponen de un complejo enzimático denominado citocromo P450, algo que se encarga de transformar y destruir moléculas tóxicas introducidas en el cuerpo. Ahí encontramos moléculas de quimioterapia tradicional, antibióticos, antifúngicos, antivirales…etc.

Citocromo p450 mecanismo de acción

Para el caso que tratamos, lo que hace el P450 es transformar la quimioterapia en sustancias más fáciles de excretar, para eliminarlas de la sangre. Si te interesa aquí encontrarás información detallada de ello.

Si un producto químico o alimento llega a alterar el funcionamiento del citocromo P450, se modificará la velocidad de transformación de la quimioterapia y, por lo tanto, ésta estará en la sangre un tiempo diferente al calculado por el oncólogo. Este cambio provocará que: o bien la quimioterapia no haga efecto o bien provoque más efectos secundarios que los deseados. ¡Cuidado!

Hay alimentos que afecta al funcionamiento del citocromo P450

Existen alimentos que en su composición tienen sustancias químicas que actúan reduciendo o incrementando la expresión y actividad del este citocromo P450.

Así por ejemplo, el consumo de zumo de pomelo merma la actividad del P450. Esto hace que la quimioterapia se elimine más lentamente y, por ello, puede llegar un momento en que nuestro organismo acumule más quimioterapia de la que podamos soportar y tendremos graves efectos secundarios. Este enlace trata sobre ello.

zumo de pomelo

Por el contrario otros alimentos como el hipérico, una planta muy utilizada en fitoterapia para la depresiones, activa el citocromo P450. Si lo consumimos durante un tratamiento de quimioterapia, ésta se excretará del organismo mucho más rápido. De ésta forma se reduce su actividad sobre las células tumorales y, por lo tanto, se reducirá la eficacia del tratamiento quimioterápico.

Indicar que el citocromo P450 también elimina muchos otros productos de la sangre como antibióticos, antiepilépticos, antivirales o antifúngicos, por lo que ambos alimentos también deben de dejarse de tomar cuando nos estamos tratando con estas medicinas.

¿El reishi modula la actividad del citocromo P450?

Existen varias publicaciones que evalúan la interacción del reishi con el citocromo P450. La más destacable y en las que se basan algunas bases de datos médicas para decir que no se debe de tomar reishi con la quimioterapia es esta: “Effects of Ganoderma lucidum polysaccharide on CYP2E1, CYP1A2 and CYP3A activities in BCG-immune hepatic injury in rats”. Los investigadores evaluaron un extracto de reishi purificado hasta un 0,82% (peso/peso) en ratas que consumieron entre 50 – 200 mg/dia x kg de peso durante 7 días. Después de dar esta cantidad dedujeron que había una cierta influencia en el citocromo P450.

Pasemos esta cantidad de extracto a consumo de reishi puro en un humano de 60kg. Esto equivale a consumir entre 3 y 12 g del extracto estudiado al día, que a su vez equivale a tomar entre 365-1463 g de reishi puro al día. ¡Una cantidad imposible de consumir! Aun así, solo encuentran una pequeña influencia.

Entonces, si esta publicación es la que utilizan muchas bases de datos médicas americanas y europeas para indicar que el reishi no debe consumirse, hay que aclarar que leyéndola a fondo se puede asegurar todo lo contrario: que unas cantidades lógicas de consumo de reishi puro de 6-9g (cien veces menor) no van a influir nada en el funcionamiento del citocromo P450.

Importante: Si estás con un tratamiento de quimio, si bien con el reishi puro no va a darte ningún problema, ten cuidado con otros “superalimentos” que no tienen testada su actividad con el citocromo P450.


Imagen de flores de hiperico: este producto si afecta a funcionamiento del P450.

Otros motivos que podrían contraindicar un alimento en quimioterapia

Muchas quimioterapias tradicionales también suelen ser hepatotóxicas, otras influyen en coagulación sanguínea y otras utilizan sustancias fuertemente oxidantes para eliminar los tumores. Si el reishi afecta al hígado, a la coagulación sanguínea o fuera extremadamente antioxidantes tampoco debería consumirse.

Vamos a analizar con detalle cada punto:

Toxicidad para el hígado

Entre las más de 1000 publicaciones que actualmente han evaluado aspectos del reishi, existen más de 30, incluidos estudios clínicos, que avalan su uso seguro para el hígado.

La hepatotoxicidad se ha visto únicamente en 2 publicaciones en las que curiosamente ¡nadie verifico si los afectados estaban o no tomando reishi o la persona estuviera consumiendo otras sustancias o alimentos!

Por el contrario, el reishi se ha evaluado en animales sometidos a sustancias tóxicas como el paracetamol, benzopireno, alcohol, microorganismos como el virus de la hepatitis, o baterías del acné, o incluso en daños al hígado por bloqueo físico de la vesícula biliar… y siempre se demuestra que no tienen hepatotoxicidad sino todo lo contrario.

reishi higado

Solo las dos publicaciones citadas, una de Japón y otra EEUU, contradicen a otras 30, y repito, en ellas falla lo primordial: ningún experto verificó si lo consumido era reishi o no. Aquí lo comentamos con detalle y podrás encontrar los enlaces a las publicaciones científicas originales.

Coagulación sanguínea

Mientras que el micelio de reishi (Ganoderma lucidum), un producto totalmente diferente al reishi, sí que presenta poder anticoagulante en cantidades tan pequeñas como 1g al dia, para el polvo de reishi puro no se ha encontrado tal problema.

reishi y anticoagulantes

De hecho se ha testado en personas y se puede asegurar que no influye nada para 2g al día. Mayor cantidad seguramente tampoco influye, pero nadie lo ha evaluado científicamente. En este artículo te contamos todo esto con detalle.

Quimioterapias de efecto oxidante

Algunas quimioterapias destruyen las células tumorales por su efecto fuertemente oxidante. Es algo así como que “las quema”.

Incorporar en la alimentación moléculas fortísimas antioxidantes podría neutralizar su efecto oxidante y, por ello, como precaución se desaconseja el consumo de potentes antioxidantes en algunos tipos de quimioterapia.

¿Qué eliminaríamos por precaución en este tipo de quimioterapias oxidantes? Antioxidantes ultra concentrados como un resveratrol que concentra 20 kg de uva por cápsula. Poseen a su vez, cantidades enormes de vitamina E (300 veces la cantidad diaria recomendada en un humano) que ya se han probado que pueden incrementar el crecimiento de algunos tumores (https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/24477002/). También la astaxantina en dosis de 100mg de principio activo puro por día u otras barbaridades similares.

¿Quitaríamos el consumo de una naranja? ¿De una zanahoria? ¿de un té al día, si tenemos la costumbre? ¡NO! En un tratamiento de quimioterapia es necesario una alimentación variada y equilibrada que ayude al organismo a recuperarse de los efectos del tratamiento.

Lo mismo sucede con un reishi puro, que es un alimento. Pero la cantidad de antioxidantes que tienen no es enorme: Se puede consumir sin problemas durante una quimioterapia oxidante en cantidades recomendadas 6 a 9 gramos (2 o tres cucharitas en cada comida para un adulto medio).

El poder antioxidantes del reishi no supera al de un buen té verde, pero sí que dispone de antioxidantes lipófilos e hidrófilos por lo que realiza una protección muy completa, tanto de las partes grasas del organismo como las partes en medio acuoso.

Otra cosa diferente sería consumir extractos de reishi que concentren los polifenoles de la seta en un grado 1:10 a 1:20. 6 -9 gramos. Este producto sí que podría influir en una quimioterapia oxidante debido al efecto antioxidante de tanto polifenol concentrado.

El reishi en la dieta oncológica

El reishi puro puede ser un aporte más de la dieta que podría recomendarse junto con alimentación hiperproteica es decir, que contenga una ingesta elevada de proteínas: de 1,2 a 2 gramos de proteína por kg de masa corporal al día.

Nuestro reishi en particular además ayudará al normal funcionamiento del sistema inmune, debido al contenido en cobre y otros nutrientes indispensables para este sistema, tal como comentamos en este enlace.

Resumiendo

El reishi puro es 100% compatible con quimioterapias tradicionales porque:

  • No afecta directamente al citocromo P450.
  • Al hígado o al riñón no los afecta negativamente, todo lo contrario.
  • No contrarresta el efecto de quimioterapias oxidantes.

Todo esto para cantidades lógicas de consumo de 6 a 9 g día: 2-3 cucharitas de café en cada comida, en un individuo de 60kg.

Otra cosa muy diferente son extractos de reishi, micelio o esporas de reishi, que habría que estudiar con detalle ya que se tratan de productos muy distintos.

Abrir chat
¿Necesia ayuda?
Hola.
¿En qué podemos ayudarte?