Una dieta contra el coronavirus… ¿Existe? La dieta para las defensas

En la actualidad no existe ningún producto, natural o artificial, que tenga probada alguna actividad directa contra el coronavirus. Sin embargo si que podemos hacer, y mucho, contra el virus.

Tener bajas las defensas es un factor clave sobre la influencia del coronavirus en el organismo, tal y como comentan numerosos doctores en televisión, radio o redes sociales.

Por ello las personas con el sistema inmune debilitado son las más afectadas por la infección y las que presentan la mayor tasa de mortalidad.

Ayudar el sistema inmune es la mejor forma de luchar contra un virus, mientras esperamos a que aparezcan nuevas vacunas y medicamentos antivirales.

¿Cómo podemos ayudar a nuestro sistema inmunológico?

Una alimentación variada y equilibrada es fundamental para mantener óptimas nuestras defensas y estado de salud.

Según los conocimientos científicos actuales, para el normal funcionamiento del sistema inmune son totalmente indispensables 10 nutrientes. Si falta uno de estos elementos, el organismo no podrá fabricar defensas y estaremos desprotegidos:

  1. Vitamina C
  2. Vitamina A
  3. Vitamina B9
  4. Vitamina D
  5. Vitamina  B6
  6. Vitamina B12
  7. Selenio
  8. Cobre
  9. Hierro
  10. Zinc

alimentos defensas

¿Donde encontramos estos nutrientes?

Incluir en la dieta, frutas y verduras variadas, permitirá que tengamos bien las siguientes vitaminas. La vitamina C, presente en numerosas frutas y hortalizas (lino, naranjas, pimientos), la vitamina A, la encontramos en casi todas las hortalizas de colores naranja y rojo (zanahoria, calabaza, col lombarda…), vitamina B9 (ácido fólico), en plantas de hojas verdes (acelgas, lechuga, repollo, guisantes)….

Una dieta rica en frutas, verduras y hortalizas variadas suplirá estos primeros nutrientes indispensables.

Otra de las vitaminas fundamentales para el sistema inmune es la vitamina D, que desgraciadamente es bastante escasa en la población Europea.

La vitamina D la fabrica nuestro organismo cuando se expone al sol y a pesar de que en España tenemos muchísimo sol, también los españoles la tenemos baja, por debajo de lo recomendado.

Los suecos saben muy bien esto, y por ello, casi todos disponen en su casa de una “sala de luz” donde generar vitamina D y adaptar su reloj biológico.

Númerosos estudios indican que sería adecuado incrementar los valores de esta vitamina e incluso incorporarla con complementos alimenticios, si es necesario. Aquí dejo una noticia sobre el tema.

La última vitamina indispensable para el sistema inmune es la vitamina B12. Esta, está presente en carnes, pescados, lácteos y huevos. Si excluimos estos alimentos de nuestra comida probablemente tengamos que suplementarnos, como sucede a las personas que siguen una estricta dieta vegana.

Y de los oligoelementos que quedan, y por lo que atañe nuestro reishi puro, este es una fuente natural de cobre, que ayuda al normal funcionamiento del sistema Inmunitario. Además posee zinc y hierro, otros de los oligoelementos citados al principio del artículo.

Además, el reishi puro, se considera uno de los mejores adaptógenos naturales que existen, por lo que su consumo es ideal para mantenerse con energía y protegido, debido a su enorme cantidad de antioxidantes.

Resumiendo

Para tener a punto nuestro sistema inmune, ya sea contra el coronavirus o no, es indispensable consumir alimentos que incluyan todas la vitaminas y oligoelementos demostrados necesarios para el sistema inmune.

Tener una dieta variada y equilibrada que incluya frutas, verduras, pescados, huevos, setas, etc. es lo mejor que podemos hacer mientras llegan las vacunas. ¿A qué esperas para comer bien?

Ah! Si quieres saber más sobre la seta reishi aquí te lo contamos.

Nuestro reishi puro en polvo (ecológico):

3 mentiras sobre el colesterol y cómo afecta a nuestra salud

Primer bulo: Tener el colesterol alto (LDL) es peligroso.

“Tengo el colesterol malo alto, si no me tomo la pastilla puedo tener problemas en un futuro.” Esta es una frase típica que escuchamos a la gente.

Pues resulta que en Noruega se hizo un seguimiento con más de 57.000 pacientes durante 10 años y se concluyó que tener el colesterol alto no sólo es inofensivo si no que en el caso de las mujeres se puede considerar beneficioso. Por el contrario tener el colesterol bajo aumenta la mortalidad. (enlace a estudio científico).

Otra investigación en Pensilvania, EEUU con 96.043 participantes, demostró que tener el colesterol bajo el aumenta el riesgo de ictus hemorrágico, problema gravísimo que se origina cuando se rompe un vaso sanguíneo en el cerebro. (enlace a la noticia).

Todas las investigaciones apuntan a que debemos preocuparnos cuando el colesterol está por debajo de 100, y no por encima de 200. ¡Tener el colesterol bajo es lo peligroso!

Segundo bulo: el colesterol alto puede provocar problemas al corazón.

Otra frase muy típica de escuchar en la calle: ”Tengo que bajar el colesterol porque me puede provocar problemas de corazón”.

¡Nada menos cierto! El 75% ingresados con ataque al corazón en EEUU ¡Tenía el colesterol bajo! (cita) Es decir 3 de cada 4 personas que tienen ataque al corazón tienen el colesterol bajo, no alto. Y la cantidad de personas estudiadas fue de 136.905 pacientes

Y es que desde ya hace muchos años existen publicaciones que indican que el colesterol alto reduce el riesgo de fallo cardiaco, pero parece que a nadie le interesa difundirlo.

Por ejemplo esta investigación de la universidad de UCLA indica que, ante un fallo cardiaco, el colesterol alto incrementa el índice de supervivencia (sobrevive más gente) y mejora pronóstico comparado comparando con las personas que tienen el colesterol bajo: cita.

Por el contrario tener el colesterol bajo aumenta el riesgo de ictus hemorrágico, es decir el riesgo de que se rompa un vaso sanguíneo en el cerebro, más riesgo mientras más bajo tengamos el colesterol: cita.

Tercer bulo: el colesterol es malo.

Si no ha quedado ya claro voy a contar lo siguiente: LDL, HDL… son formas de transporte de colesterol dentro de la sangre. Va unido a proteínas.

El colesterol, esté como esté, es una molécula fundamental para la vida. No es malo. Es indispensable para muchas cosas como: fabricación de  hormonas en el organismo, como los estrógenos o la testosterona, formar parte de las paredes de nuestras células o por ejemplo nos ayuda a digerir mejor las grasas de los alimentos, siendo un componente de la bilis.

Por esto, como mucho, el colesterol se le debería poner el apelativo de bueno y no de malo.

¿Por qué siguen informando depor todos los medios que el colesterol LDL es malo?

Sin duda: los miles de millones de euros que mueve la venta de estatinas, las moléculas reductoras de colesterol, y los interesas creados.

Curiosamente los estudios científicos que indican que el colesterol LDL alto (<200) da problemas están llenos de fallas metodológicas o errores estadísticos, hechos a propósito, tal como se indica en esta reciente revisión científica sobre el tema: cita.

Por desgracia los organismos oficiales siguen apoyándose en estos estudios científicos sesgados.

Es muy importante  que decir que los médicos no tienen ninguna culpa. Ellos dan y deben dar por bueno los patrones que se les da desde los organismos oficiales, que para eso están.

estatinas

Los organismos oficiales son los que deben de actualizarse a las nuevas evidencias científicas y corregir los parámetros actuales sobre los niveles que son buenos y malos del colesterol LDL.

Atención: las placas de colesterol si pueden ser mortales.

Pero hay algo del colesterol que si awue es peligroso.

  1. El colesterol existe y es cierto que se pega a nuestras arterias y venas.
  2. El colesterol puede formar placas en nuestro sistema circulatorio.
  3. Las placas de colesterol te puede matar. Por ejemplo si se desprende un trozo de placa de colesterol de una arteria, este puede girar y taponar el vaso por el que se mueve.
    • Si el vaso bloqueado controla el flujo de sangre al cerebro provocará un ictus.
    • Si bloquea una arteria que oxigena el corazón originará un ataque al corazón.

placa de colesterol

El verdadero problema no es la cantidad de colesterol LDL en sangre, si no las placas de colesterol.

¿Y por qué se forman estás placas?

El origen de las placas: La dieta rica en el colesterol “oxidado”.

Cuando una persona tiene alto el colesterol le dicen: no comas embutidos, quesos, pizzas, hamburguesas, bollería industrial…

El queso, los embutidos, las grasas animales fritas, la bollería industrial… Todos estos alimentos tienen algo en común: contienen colesterol “oxidado” o lo que también se llama oxisteroles.

Durante el proceso de curado de un rico chorizo este se deja colgado unos meses en cámaras de curado. Con el paso de los días el colesterol natural (y sano) de la carne reacciona con el oxígeno ambiental y se oxida, transformándose en colesterol oxidado (y otros oxisteroles) mediante complicados procesos.

Lo mismo sucede un exquisito queso viejo: el colesterol que tiene, proveniente de la leche, está expuesto al aire y reacciones oxidantes durante meses que lo transforma negativamente.

Al igual que es distinto el hierro que el hierro oxidado (uno es metálico y otro es un polvo marrón rojizo), el colesterol es muy diferente del colesterol oxidado.

oxidos de colesterol

Cuando ingerimos estos sabrosos alimentos con oxisteroles estos pasan al estómago, de ahí al intestino, y de ahí llegan a la sangre.

Ya en el torrente sanguíneo y el colesterol malo (colesterol oxidado) comenzará a “colocarse” en el lugar del colesterol bueno (el no oxidado) y dará problemas, originando  inflamación primeramente una inflamación del tejido vascular (cita).

Las células que en lugar de colesterol tienen colesterol oxidado en sus paredes pierden su elasticidad natural poniéndose mucho más rígidas y frágiles: son defectuosas. ¡Peligro! ¡Pueden romperse los vasos sanguíneos!

Por suerte nuestro sistema inmune, que es muy inteligente, detecta el problema y antes de suceda nada avisa al hígado para que produzca y envíe colesterol LDL al lugar. Este colesterol se pegará a la zona dañada y ayudará a que se reparen las células defectuosas.

El daño en el tejido arterial originado por oxisteroles y otras sustancias dañinas como el TMAO, incrementan el LDL sanguíneo. Por eso cuando comemos mal (pizzas, quesos, embutidos, hambueguesas, etc.) nos sube el colesterol LDL. Pero el colesterol LDL es bueno, es el que repara. Y aparece porque estamos dañándonos con una maña alimentación.

El colesterol LDL va a las zonas dañadas, donde se pegará para participar en la reparación del tejido dañado: este puede ser el inicio de una placa de colesterol.

Si seguimos comiendo sustancias dañinas, el colesterol LDL ira pegándose más y más, y al final se originará una placa gorda de colesterol que, si se desprende, podrá provocarnos un ictus o un ataque al corazón o un trombo.

ateroma

Otro dato: Si la placa de colesterol se produce en las arterias coronarias, puede llegar a obstruir el flujo de sangre al músculo cardíaco, lo que provocará una ‘isquemia miocárdica’ o ‘cardiopatía isquémica’. Algo grave… (cita)

Alimentos y contenido en oxisteroles

Muchos alimentos son ricos en colesterol de forma natural.

  • Carnes en promedio 25-80 mg/100g
  • Huevo: 200-220 mg/ unidad
  • Leche fluida: 12-15 mg/100g
  • Mantequilla: 180-200 mg/100g

Sin embargo, a pesar de presentar cantidades relativamente importantes de este esteroide (el colesterol es un esteroide), prácticamente están libres de oxisteroles, o sólo presentan trazas de éstos. Aquí tienes un pdf sobre ello.

Cuando estos alimentos se someten a tratamientos como calentamiento, fritura, desecación, tratamientos UHT, irradiación, etc, parte del colesterol se transforma en oxisteroles, conteniendo entre 80 a 1200 ppm según alimento y tratamiento. (cita)

Aquí pongo un listado de alimentos y su contenido en oxisteroles, ordenados de menos cantidad a mayor cantidad:

  • Mantequillas: 5-20
  • Queso: 10-70 ppm
  • Leche UHT: 20-50 ppm
  • Carnes cocidas: 20-100 ppm
  • Aceites animales: 20-150
  • Leche en polvo: 50-150 ppm
  • Patatas fritas: 140-250
  • Huevo entero en polvo: 150-300
  • Carnes asadas: 150-300 ppm
  • Aceites animales después de una fritura: 300-800
  • Yema de huevo en polvo: 400-1200

Mientras más alto el contenido de oxisteroles mayor es el daño a nuestro sistema vascular y más probable será que se forme placa de colesterol.

Fijémonos que el huevo, de no tener colesterol oxidado de forma natural, cuando se deseca, y llega a contener cantidades enormes de oxisteroles dañinos. Esto se debe a que el secado industrial del huevos se realiza pulverizándolo con un espray en corrientes de aire, que tienen oxígeno, a temperaturas calientes, que incrementan la oxidación.

Atención: El huevo deshidratado es muy utilizado en bollería industrial. ¿Es por eso que la bollería industrial sube el colesterol?

Otro dato muy interesante a nivel de salud es que los aceites animales tienen una cantidad no despreciable de colesterol oxidado (hasta 150ppm) pero si los utilizamos para frituras estos aceites: pueden tener hasta ¡800 ppm de oxisteroles! El aceite de fritura pasa a los alimentos, no lo olvides.

mantequilla para freir

Usemos para freír aceites vegetales y, en especial, aceite de oliva virgen que es de los más estudiados como beneficioso para el organismo.

En general cualquier alimento rico en colesterol si se somente a altas temperaturas, se va a oxidar su colesterol. Mientras más temperatura mas rápida la reacción de oxidación y más colesterol oxidado tendremos en el alimento final.

De la misma forma cuando dejamos un producto rico en colesterol natural al contacto con el aire mucho tiempo va a transformarse su colesterol en colesterol oxidado, como ya hemos comentado.

¿Por qué muchas comidas ultraprocesadas puede subirnos el colesterol?

Una rica pizza de carne: antes de meterla al horno tendrá queso (colesterol natural de la leche y algo de colesterol oxidado del proceso de curado), carne (colesterol natural), beicon (grasas animales, con alto colesterol natural) entre otros condimentos.

Cuando la metemos al horno a 180ºC durante 15 minutos buena parte de ese colesterol natural se transformará en una pequeña bomba de colesterol oxidado debido a las altas temperaturas. El resultado ya lo podemos averiguar.

Cómo impedir que se formen placas de colesterol

Ya hemos visto como una mala alimentación dañar nuestro sistema circulatorio, debido a oxisteroles y otras moléculas. Pero ¿Qué debemos hacer para bloquear el proceso?

Lo ideal sería reducir la ingesta de bollería industrial, embutidos, pizzas… pero a veces es muy difícil por lo ricos y acostumbrados que estamos a consumirlos (yo el primero).

Si no somos capaces de reducir la ingesta de estos alimentos, que sería lo ideal, deberemos incluir en la dieta productos que nos protejan de daños en el sistema vascular. Así se bloqueará toda esta “reacción en cadena de formación de placa” se detendrá.

La solución: introduce en la dieta más verduras, hortalizas y frutas. Esto añadirá a nuestro cuerpo polifenoles, flavonoides, carotenoides, vitaminas, polisacáridos y muchas otras moléculas que protegen nuestro organismo de daños por oxidantes, radicales libres, colesterol oxidado, TMAO y otros productos dañinos.

Muchos alimentos ricos en antioxidantes tienen probada su eficacia reductora del colesterol oxidado en sangre. Aquí pongo algunos de ellos y su publicación científica:

Mi truco personal. Si hay días en que quieres disfrutar de unas ricas raciones de pizza al horno, hamburguesas grasientas, chorizo curado, quesos añojo… Tomate después de la comida (¡o  mejor antes!) un chute de reishi puro (una cucharita) para que cuando entren a tu cuerpo las sustancias oxidantes tengas una altísima cantidad de antioxidantes en sangre que te ayuden a protegerte.

El reishi además es de los pocos alimentos que tiene clínicamente probado que tienen moléculas que protegen de daños en el sistema vascular, incluso en pacientes con angina de pecho (cita).

Su altísima concetración de antioxidantes, hasta 40 veces superior que el germen de trigo (producto rico en vitamina E), hacen que con muy poca cantidad tengamos una protección antioxidante brutal.

¿Si ya tenemos placa? Existen alimentos reductores de placa.

Primero empieza a comer bien, para que no se forme más placa y si, existen alimentos que se ha visto científicamente que reducen la placa.

Uno de los más económicos, afamados y demostrados protectores para el sistema circulatorio es el ajo.

Existen dos ensayos clínicos que han visto la eficacia del ajo para reducir el volumen de la placa aterosclerótica en comparación con placebo:

  • Uno con 280 sujetos documentó una reducción significativa tras 3 años de tratamiento.
  • El otro, un estudio observacional realizado durante dos años en 101 ancianos, voluntarios sanos, se vio una mejoría en la elasticidad de la arteria aorta. (administrando 300-900 mg/día de ajo pulverizado estandarizado en 1,3 % alliina).

El bulbo de ajo es un potente captador de radicales libres, es decir, tienen alto poder antioxidante y, al final, de eso se trata, de incorporar alimentos antioxidantes y protectores a nuestra dieta, sea ajo, reishi, té verde u otros, y dejar que el organismo poco a poco corrija los daños originados con nuestra mala alimentación.

La gayuba o uva de oso: Una buena ayuda para la cistitis

La gayuba es una planta leñosa rastrera, perenne,  muy ramificada y que cubre el suelo como un tapiz. Una sola planta puede recubrir una superficie de hasta 2m de diámetro. Las hojas son simples, ovales y de margen entero, muy lustrosas. Las flores blancas son acampanadas y tienen el borde rosado.  Los frutos son redondos, de un color rojo intenso, de hasta 1 cm de tamaño. Florece en primavera y los frutos maduran en septiembre.

flor gayuba

Flores de Gayuba. Podemos encontrarlas en primavera. Las hojas deben de recolectarse antes de la floración de la planta

La gayuba se distribuye por el norte de Europa, Asia y Norteamérica. En España se extiende por buena parte del centro y la mitad este peninsular, mientras que en el oeste es mucho más escasa.

Podemos encontrarla por tanto en suelos ácidos como básicos. Es frecuente verla cubriendo zonas de elevada pendiente, como bordes de pistas forestales y taludes, descolgándose al vacío y dando el aspecto de una cascada de hojas.  Podemos encontrarla en bosques de muy diversa índole, pinares, robledales, encinares… e incluso en ocasiones llega a colonizar campos de cultivo abandonados.

Los tapices de gayuba pueden ser tan densos y cubrir tanta superficie de suelo que impiden que las semillas del estrato arbóreo alcancen el suelo. Así, éstas caen de los árboles se depositan sobre la planta y posteriormente son consumidas por aves y mamíferos variados. Al final un manto muy tupido de gayuba puede dificultar la reproducción y regeneración de las especie arbóreas que tiene encima.

gayuba cistitis

Sl fruto de la gayuba, la llamada “uva de oso”. Es también comestible por los humanos

La uva de oso, como también se le llama a la gayuba, tiene un elevado valor protector debido precisamente a lo tupido de sus hojas. El manto de gayuba protege del impacto de la lluvia sobre el suelo, cual paraguas, y así impide que se erosionen el suelo. Las raíces aportan firmeza a taludes y desniveles, que además retienen el agua que no serían capaces de retener sin la presencia de la planta.

En las zonas oseras del norte de España y pirineos el oso pardo consume los pequeños y nutritivos frutos rojos de la gayuba. De hecho, el nombre científico de la gayuba hace referencia a este animal. Arctostaphylos uva-ursi: Arctos es oso en griego y uva-ursi es uva de oso en latín. El fruto de esta especie también es consumido por aves, como zorzales y mirlos, o mamíferos como el esquivo tejón. También podemos probarlo nosotros, ya que no es tóxico. Sin embargo son unos frutos muy insípidos y la sensación harinosa que dejan en la boca no resulta muy agradable.

hoja gayuba frescas

La hoja de la gayuba es la parte de la plenta que se utiliza como remedio fitoterapico

Una curiosidad destacable es que la uva de oso se asocia con numerosas especies de hongos basidiomicetes como lactarios (Lactaruis spp.), rúsulas (Russula spp.), lacarias (Laccaria spp.) o criadillas de tierra (Rizopogon spp.) a través de sus raíces. Esto hace que, si se dan las condiciones climáticas y de terreno adecuadas, en zonas de gayuba podemos llegar a encontrar algunos sabrosos hongos de estos géneros.

Usos Medicinales: La gayuba y la cistitis

gayuba hoja seca

Las hojas desecadas de gayuba presentan actividad antiséptica urinaria y diurética.  Sus propiedades se deben a una molécula denominada arbutósido o arbutina que cuando se consume llega a nuestra flora bacteriana intestinal liberando hidroquinona. Esta pasa a la sangre y se metaboliza como conjugados de hidroquinona, y cuando llega a los riñones, el cambio de acidez presente allí hace que de nuevo se libere la hidroquinona, afectando a las bacterias que generan la cistitis. Por este mecanismo las hojas secas de gayuba se consideran una eficaz ayuda para infecciones de las vías urinarias, destacando su uso para cistitis, siempre y cuando el tratamiento antibiótico no se considere esencial. Es importante comentar que como la liberación de hidroquinona en el riñón depende de la acidez de la orina, puede ser muy recomendable acompañar a la toma con algo de bicarbonato sódico, que modifica el pH de la orina haciéndola más básica.

Si queremos desecar las hojas frescas de gayuba para su consumo medicinal deberemos hacerlo con aire caliente. Las hojas deberán recogerse antes de la salida de la flor, para que tengan mayor concentración de  principios activos. La cantidad a consumir serán 3 g de hojas en 150 ml de agua, macerado o en infusión (no decocción), hasta 3 veces al día.  No debe utilizarse en el embarazo y la lactancia y tampoco es indicado para niños.

La eficacia medicinal de la gayuba está propiciado una recolección masiva  en algunas zonas de España para destinarla al comercio. Esto no sería preocupante si fuera para un uso personal. En estos lugares, retirar la gayuba del suelo está ocasionando una rápida erosión del terreno que se traducirá en un deterioro de la flora y fauna del lugar.

Hierba de San Juan. Estudios demuestran su gran eficacia.

Hierba de San Juan

La hierba de San Juán o hipérico (Hypericum perforatum L.) es una planta frecuente en toda la Península y aclimatada en numerosas zonas templadas del mundo: China, América, Australia, Europa, norte de Asia. Se localiza en márgenes de cultivos, bordes de caminos, cunetas y bordes de bosques.

planta-hiperico

El nombre genérico Hypericum deriva del griego “hyperikon”, que viene a significar aquello que está por encima de las imágenes, en alusión a la propiedad atribuida a Hypericum perforatum de “espantar los malos espíritus”.

Es una planta de un tamaño mediano, de tallos lampiños y ramificados. Tienen las hojas triangulares y opuestas, con borde redondeado. Estas hojas, mirándolas a contraluz, parece que están perforadas, lo cual da el nombre a su epíteto específico: perforatum. Realmente no están perforadas sino que tienen una gran cantidad de glándulas aceitosas en esas zonas.

Presenta una flor muy característica, con cinco pétalos amarillo y sépalos más pequeños. Los sépalos están cubiertos de rayas y glándulas negras.

Los estudios demuestran que es tan eficaz como algunos medicamentos

El hipérico es la planta medicinal más consumida del planeta. Se vende en prácticamente todas las farmacias y herboristerías de España como planta para hacer infusiones o bien, lo más frecuente, como extracto en cápsulas. La parte que se utiliza son las sumidades floridas y su uso medicinal principal es para tratar depresiones leves o moderadas. De ahí es probable que venga lo de “espantar los malos espíritus”.

A pesar de su extenso uso en el planeta esta planta no debe consumirse a la ligera, sino que hay que tomarla de una forma controlada y precisa. La monografía de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) indica un uso médico bien establecido en el tratamiento de episodios depresivos leves a moderados. La eficacia de esta planta es similar a los antidepresivos convencionales.

Los constituyentes principales de la sumidad de hipérico incluyen las naftodiantronas hipericina, hiperforina, pseudohipericina, isohipericina y protohipericina. Sin embargo, no se ha conseguido identificar la sustancia responsable de la actividad medicinal principal. La hiperforina de las hierba de san Juan, como también se llama esta planta, ha demostrado poseer actividades de mejora cognitiva, mejora de la memoria, efecto neuroprotector e inhibición de la recaptación de diferentes neurotransmisores (serotonina, dopamina y noradrenalina), lo que puede explicar su actividad antidepresiva.

Otro uso de esta planta es el aceite de hipérico. Este aceite se obtiene mediante la maceración de las sumidades floridas en una botella con aceite de oliva, dejándola al sol y serena unos 40 días, y después de este tiempo se filtra el aceite y se guarda, a ser posible, en botecitos opacos. El aceite se utiliza como analgésico en dolores musculares o articulares, también tienen propiedades antisépticas, por lo que se utiliza comúnmente para tratar quemaduras y heridas.

 

hypericum-perforatum

Flor de hiperico o hierba de san Juan. Es una flor muy característica.

Algunas precauciones

Después de su uso no debe tomarse el sol, ya que pueden aparecer manchas en la piel, difíciles de quitar. Por ello un consejo es utilizarlo sólo en invierno o bien, por la noche. Cada vez que el frasco se abre, se van perdiendo sustancias activas por reacción con el oxígeno del aire, por lo que conviene almacenarlo en varios frasquitos pequeños e ir usando de uno en uno.

Hay que tener cuidado con el hipérico porque puede provocar foto sensibilidad, es decir, reacciones similares a quemaduras de sol en las partes del cuerpo expuestas a luz solar intensa, en especial en personas de piel blanca. Que en raras ocasiones, pueden aparecer trastornos gastrointestinales, reacciones alérgicas (enrojecimiento, picor y erupción sobre la piel), cansancio o intranquilidad. Asu vez, esta planta medicinal puede interferir en numerosas medicaciones como antivirales, antibióticos, inhibidores de la coagulación sanguínea, inductores del sueño, anticonceptivos orales… por ello su consumo debiera realizarse con un especialista.

 

 

La bardana (Arctium lappa). Planta depurativa, divertida y comestible.

La bardana (Arctium lappa) tiene varios nombres vuelgares, como ser: lampazo, lapa, pegadillo, hierba de los tiñosos. Es una planta bienal que se encuentra sobre todo en la mitad norte de la península Ibérica.

El primer año desarrolla una roseta a ras del suelo con grandes hojas y una raíz profunda, de hasta 1,5 metros y hasta 3 centímetros de grosor. Las hojas de esta roseta puedes ser de hasta 30 cm.

bardana arcticum lappa fruto

Los futros de la bardana, cual velcro, se adhieren a los tejidos y son muy usados por los niños que se divierten lanzándolos.

El segundo año brotan los tallos florales en primavera, que pueden alcanzar más de 1,5m de altura. Al final de los tallos aparecen las inflorescencias de tipo corimbo, con flores de color rojo o rosa. Las hojas son más pequeñas a medida que subimos por el tallo, careciendo las superiores de peciolo.

A la bardana le gustan los terrenos ricos en nutrientes, bien nitrogenados, como linderos, bordes de caminos o terrenos abandonados. Es frecuente verla en zonas urbanas y dentro de los pueblos.

Los frutos tienen una forma esférica y están llenos de ganchos con forma de garfio. Esto les permite agarrarse a los pelos de los animales que pasan al lado, ovejas, perros, zorros, etc. y de esta forma se dispersan por otros lugares. Es lo que se llama dispersión zoocora.

La característica de agarrarse a los tejidos hace que sean usados por niños que recogen los frutos y se los lanzan jugando. Una curiosidad es que el diseño del actual velcro que encontramos en numerosas prendas de vestir se basa en la observación del funcionamiento de este tipo de semillas, como la bardana o el amor de hortelano.

bardana frutos arcium lappa

Consumo y propiedades:

La raíz de la bardana se puede consumir asada al horno. Para ellos se lava muy bien, frotando con un cepillo. Se unta de aceite a su alrededor. Luego se envuelve la raíz con las propias hojas de la planta y esto, a su vez, en papel de aluminio. Se mete al horno hasta que la raíz quede blanda (unos 90 minutos). También se puede hacer a la barbacoa.

El consumo de la raíz se considera depurativo para el organismo y una ayuda interna para el acné y los eccemas de la piel. También favorece la secreción biliar, por lo que facilita la digestión de las grasas. A la vez, presenta propiedades diuréticas, por su alta cantidad de potasio y otros minerales. Por todos estos usos es fácil localizarla en tiendas de dietética y herboristerías, sola o mezclada con otras especies que comparten estas propiedades.

Para que la raíz tenga la máxima cantidad de sustancias, debe recogerse antes de la floración. Esto es así porque la planta, para la floración, consume gran cantidad de sustancias de la raíz, y por ello descienden sus propiedades.

Los tallos también recogidos antes de la floración pueden pelarse y prepararse como espárragos. La hojas jóvenes pueden utilizarse como verduras para, por ejemplo, preparar un puré.

El uso externo de las hojas de bardana para problemas de la piel ha sido muy extendido: quemaduras, inflamaciones, seborrea… así el nombre de hierba de los tiñosos se debe a que fue utilizado para tratar esta enfermedad.

 

El llantén menor, planta humilde llena de propiedades.

llanten-planta

El llantén menor es una hierba que se puede encontrar durante casi todo el año. Sus hojas forman en el suelo una roseta basal, uniéndose todas en un punto central formando un círculo, y tienen un largo cinco veces mayor que el ancho. Son de silueta lanceolada, que dan nombre a la especie, margen entero o escasamente dentado y en su superficie pueden tener muchos pelos o ser casi lampiñas, pues su pilosidad es muy variable. En toda la longitud de la hoja hay de 3 a 5 venas y. El peciolo de la hoja es tan largo como la propia lámina de la hoja.

Las flores se disponen en espigas cortas de menos de 3 cm al final de una especie de tallo, el escapo, que mide de largo aproximadamente el doble de las hojas de la planta. Este escapo posee 5 surcos en toda su longitud. En la península existen más de 30 especies de Plantago, pero con esta descripción no lo confundiremos.

llanten flor

Al llantén menor le gustan suelos medianamente ricos, como pastizales, apareciendo también en prados de siega, pero es escasa en suelos muy fertilizados. Se suele considerar indicadora de sequedad moderada en el terreno. No le gustan las heladas tardías ni temperaturas extremas. Tiene preferencia por suelos ligeramente ácidos.

El llantén menor debido a sus múltiples y eficaces usos es muy apreciado por la medicina popular centroeuropea y por ello ya cuenta con una monografía en la Agencia Europea del Medicamento (2014). Aquí se recoge como medicamento tradicional a base de plantas y está indicado como demulcente para el tratamiento sintomático de las irritaciones orales o faríngeas y la tos seca asociada: ayuda a reducir la irritación y malestar originado por la tos. Para ello se recomienda consumir la parte aérea de la planta en infusión. La cantidad será de 2 g de la planta triturada en 150 ml de agua, 2-3 veces al día.

llanten-hoja

Las hojas del llantén se pueden utilizar para para calmar y proteger la piel durante afecciones inflamatorias. Valdrán tanto las del llantén menor que estamos viendo como las del llantén mayor, Plantago major. Los mucílagos que poseen las hojas recubrirán la piel y la lubrificaran para que no se irrite y además iridoides, flavonoides, y ácidos fenoles actuarán reduciendo la inflamación. Para este caso se pueden usar compresas empapadas en un cocimiento al 2 %, 2 a 3 veces por día.

Otro uso de los llantenes son sus propiedades antidiarreicas. Estas se deben a los mucílagos, que retienen el agua en el intestino para que no sea evacuada. A la par estos mucilagos ejercen un efecto protector de la mucosa intestinal. Como los mucilagos del llantén no se digieren, son muy recomendados también para el tratamiento del estreñimiento ocasional, pues incrementan el tamaño del bolo fecal. Para esto se utilizarán sobre todo sus semillas, que son las que más concentración de mucílagos contienen (hasta un 20%), y siempre hay que tomarlas con mucha agua. Como es muy difícil conseguir cantidades interesantes de semilla de llantenes silvestres siempre podemos acudir a una herboristería a adquirir semillas de un congénere cultivado que comparte propiedades: Plantago ovata.

Es importante comentar que los mucílagos pueden dificultar la absorción de medicamentos, debido a que los retienen en su matriz viscosa, y que los llantenes también deben consumirse con prudencia por personas diabéticas.

Para la cocina se pueden utilizan las hojas frescas del llantén, que deberán recogerse antes del florecimiento de la planta. Primero se lavan bien y luego se desechan los nervios gruesos que son molestos al paladar, al igual que se hace con las judías verdes. Las hojas se cortan en pequeños trozos y se pueden utilizar en ensaladas o sopas.

receta “muy silvestre” de Verde de llantén:

Ingredientes: 50g de llantén, 50g de zanahorias, 25 g de acederas, 25g de malvas, 10g de cebolla, 10g de manteca, 10 de harina. Pimienta y sal.

Tras lavar y picar el llantén, las malvas y las zanahorias, se cuece todo 20minutos. Las cebollas se pican finas, se cuecen a parte hasta que queden transparentes y se añaden a la preparación anterior junto con las acederas picadas. Por último se calienta todo de nuevo y cuando esté todo cocido se incorpora la harina disuelta en agua, la sal y la pimienta.

Cuidado con las personas que sean propensas a las piedras del riñón, ya que la receta incluye acedera que, debido a que contiene bastante ácido oxálico, puede agrandar el tamaño de las piedras que compartan esta composición.

 

Abrir chat
1
¿Necesia ayuda?
Hola.
¿En qué podemos ayudarte?
Powered by